Las madres jóvenes y el presupuesto: Como el secuestro fiscal afectaría a las latinas

Las madres jóvenes y el presupuesto: Como el secuestro fiscal afectaría a las latinas

Thursday, November 1, 2012

Soy Poderosa Jóvenes poderosas!

Hace unas semanas, el Instituto Nacional de Latinas para la Salud Reproductiva (NLIRH por sus siglas en inglés) tuvo la gran oportunidad de acompañar a un grupo de madres jóvenes de Nueva York a Washington, DC. En Washington, estas jóvenes hablaron con congresistas y nuestros colegas sobre sus experiencias como madres jóvenes y la situación de las madres jovenes en sus vidas y comunidades. Hablaron de cual es el problema en realidad cuando se trata de las madres jóvenes (es decir, la falta de acceso a recursos como cuidado de salud incluyendo anticonceptivos y al cuidado de niños asequible) y como el presupuesto nacional afecta a estas familias.

El presupuesto nacional es importante para las madres y familias jóvenes porque en este se dedican los fondos para programas imporantes para la salud de esta comunidad - programas como el Título X, el cual provee cuidado de salud reproductiva, y programas como el Fondo de Desarrollo y Cuidado de Niños, el cual provee cuidado para los niños de algunas mujeres de bajos ingresos.  Pero por las divisiones corrientes en el Congreso, es posible que, en vez de decidir con cuidado donde se puede recortar el presupuesto para poder bajar la deuda del país, se hagan recortes devastadores a través del presupuesto entero, recortando y a veces eliminando programas esenciales para las latinas. Este método de recortes es el secuestro fiscal ("sequestration" o "sequester" en inglés).

Este plan de recortes se diseñó para obligar al Congreso a tomar decisiones difíciles; nunca se tuvo el propósito de que estos recortes entraran en vigor. Pero ahora, por falta de acción del Congreso, es posible que  esta sea nuestra realidad. Recortar los gastos de esta manera simplemente no tiene sentido.

En vez de recortar programas que afectarían a las familias jóvenes y a las Latinas de bajos ingresos, el Congreso debe recortar el déficit mediante el cierre de vacíos legales de impuestos corporativos y la suspensión de subsidios a las compañías petroleras grandes en un momento en que estas jamás han sido tan rentables.  Podemos ahorrar dinero si les recortamos los subsidios a los millonarios y modificamos el código de impuestos de manera que sea más sencillo y más justo para las familias Latinas.

Por ahora, estamos esperando el próximo paso, listas para tomar acción. No podemos dejar que simplemente recorten los programas esenciales para las latinas sabiendo que hay mejores maneras de que el país pague la deuda nacional.